Proximidad [EAT]

Proximidad [EAT]

Proximidad

Un proyecto de

Escuela Experimental de Arte de Tegucigalpa

¨Si algo caracteriza a la historia del arte en Honduras es la cantidad de eslabones sueltos que aún no terminan de ensamblar la imagen general de su desarrollo, así como el devenir de su historia futura, mucho de esto se encuentra en el presente de su producción artística. En este sentido, la importancia de recapitular a partir de ejercicios de documentación corresponde a una necesidad histórica de definir cuáles son y han sido las rutas de dicha producción, de la cual podemos decir a grandes rasgos, ha estado al saga en buena parte, de las corrientes y conceptos que definen los nuevos lenguajes del arte.

Para comprender mejor la producción contemporánea local, es preciso entender cuáles son los factores vitales que han dado origen a una práctica del arte más reflexiva, pero así mismo consciente de la necesidad de situar en el mapa del mundo del arte -al menos en lo referente a la región centroamericana- a este contexto marcado por las complejidades políticas, sociales y económicas las cuales en buena medida han tenido una influencia considerable en las formas en que las y los artistas han asumido un discurso y una forma de entender su realidad y su contexto.

Proximidad no es por sí misma una muestra de objetos, ni mucho menos un catálogo de obras desarrolladas durante la etapa de producción de los colectivos artísticos que comprende el periodo de 1999-2008, por el contrario, aspira a ser un ejercicio de archivo documental que supone una mirada a grandes rasgos de dicha producción, la cual, al igual que el resto de la producción de periodos anteriores posee la limitante de la falta de sistematización del material y registro de los años previos a la actualidad.

Es difícil señalar con precisión cuanto influyeron en la escena del arte de la actualidad las prácticas colectivas, así como difícil señalar por qué en la actualidad poco se habla de estos procesos y su importancia en la conformación de nuevas experiencias y formas de pensar el lenguaje del arte en nuestro país, históricamente ligado a la tradición pictórica y figurativa, sin embargo lo que si se puede decir, es que no es posible pensar en arte emergente en Honduras, sin considerar los aportes y aproximaciones a los nuevos lenguajes del arte que se desarrollaron a partir de las prácticas colectivas a modo de estrategias de trabajo, frente a un contexto anclado en las tradiciones de la representación complaciente y acrítica. En este sentido, se podría señalar que si algo representa el periodo de los colectivos en el arte contemporáneo en Honduras, es su carácter crítico, su naturaleza transgresora así como su compromiso por emparejar la apuesta local por los nuevos lenguajes a la altura de un tipo arte más universal en donde lo fundamental ya no radica en el poder de la imagen, sino en las ideas que esta articula.¨

Lester Rodríguez

10 de abril de 2015

EAT

Lucy Argueta

Directora Ejecutiva

Léster Rodríguez

Director Programa Educativo

Ariel Sosa

Documentación y Comunicaciones

Share This

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.